16.9.13

mae

 
mae doyle... que vuelve a casa y se toma un whisky (aunque ella hubiese preferido un brandy) antes de llamar a la puerta; y que al llegar se encuentra con que no hay nadie en casa, y que la llave ya no está donde recuerda...
mae, que dice que quien vuelve a casa es que no tiene otro lugar al que ir, y que aunque sabe que si se casa con un buen hombre le acabará haciendo daño, está tan cansada, que al final le da el sí quiero...
y aunque intenta ser una buena persona, el aburrimiento y el acoso se alían para perderla... eso y que el supuesto mejor amigo de su marido, en realidad no es amigo (claro que ella eso lo sabía desde el principio por como el otro pronuncia su nombre) y ella, no puede hacer otra cosa...
y me encanta porque en el fondo, no es tan mala como ella cree... ni tan egoísta como piensa...
y me encanta la última sonrisa que le dedica a la cámara cuando va a recoger a la niña...
 


2 comentarios:

patricia dijo...

fantástica... y qué bien le van los personajes con vueltas...
intentar ser buena persona ya es mucho. no hay voluntad más noble, aunque a veces se tuerza...
muchos besos guapa!

Manderly dijo...

En fin... sin palabras... la Standwyck es una de las más grandes y encada película lo demuestra.
Saludos.