8.8.12

edwina


casada con un cientifico despistado, no le importa quedarse en casa y dejar que el teléfono siga sonando... y me encanta cuando rejuvence y se vuelve una veinteañera alocada que sólo quiere bailar toda la noche y que se va al baño a cambiarse de ropa...
inolvidable cuando escribe sus nombres junto con un corazón y se niega a borrarlos... y cuando va en el taxi hablando con el bebé como si fuera su esposo...


2 comentarios:

Manderly dijo...

Una papel un poco diferente para Ginger.
Buena comedia!

patricia dijo...

me muero de ganas de ver a ginger en este papel... seguro que lo borda!
muchos besos guapa!